En detalle

Lengua azul en los gatos: ¡al veterinario!


Cuando los gatos tienen la lengua azul, generalmente es asma o enfermedad cardíaca. En cualquier caso, debe acudir inmediatamente al veterinario con la nariz de su pelaje para que pueda aclarar el síntoma. En los gatos, una lengua azul siempre es un caso para el veterinario - Imagen: Shutterstock / Sonsedska Yuliia

Como regla general, aparece una lengua azul en los gatos en relación con la falta de aliento. Estos síntomas pueden indicar diferentes enfermedades. ¡Puede haber un riesgo para la vida! El paciente de emergencia debe ser examinado y tratado rápidamente.

Lengua azul debido a asma y enfermedad cardíaca

La dificultad para respirar y la lengua azul son síntomas típicos de asma en gatos o enfermedades cardíacas. También puede reconocer el asma felino por los ataques de tos convulsivos, un silbido al respirar al mismo tiempo y una postura agachada.

Las enfermedades del corazón en las patas de terciopelo pueden pasar desapercibidas durante mucho tiempo. La tos es muy rara. Si su gato se ve debilitado en general, se niega a comer y parece apático, ya debe ir al veterinario. Incluso si no tiene problemas respiratorios o tiene una lengua azul.

¿Qué más puede significar el síntoma en los gatos?

La lengua azul también puede aparecer junto con dificultad para respirar y respiración bucal como parte de una enfermedad FIP. La mejor manera de prevenir la infección de la nariz de su pelaje es comerla sanamente y mantener la higiene. Un sistema inmunitario fuerte puede evitar que estalle la enfermedad incluso si el gato ya está infectado.

Gatos con asma: diagnóstico y tratamiento.

Los gatos con asma sufren de falta de aliento, tos y falta de aliento. Tratamiento del veterinario ...

Si la lengua azul y las dificultades para respirar aparecen repentinamente, el envenenamiento puede ser la causa. Los gatos afectados generalmente tienen que vomitar, tienen calambres y problemas de equilibrio, son apáticos o están en estado de shock. Lleve una muestra del vómito al veterinario para examinar qué es y esperemos que le dé un antídoto.